0:58 VÉLEZ SUMÓ TRES PUNTOS CLAVES Y SIGUE EN LA PUNTA




El conjunto de Ricardo Gareca ya dejó atrás la eliminación de la Libertadores frente a Peñarol y venció en el Amalfitani a Godoy Cruz por 2 a 0 para continuar como único líder de este Clausura 2011.
Vélez salió con la intención de tomar la iniciativa, pero el elenco del Polilla cuando consiguió acomodarse en el campo impuso el buen trato del balón de su poblado mediocampo y todo el primer tiempo se disputó al ritmo que quiso el Tomba.
A los dos les costó demasiado llegar a las áreas y en el arranque buscaron inquietar al arquero rival con remates desde afuera. Recién a los 25m se produjo la primera situación importante, la pelota cruzó por el área de Vélez en varias oportunidades sin que nadie de Godoy Cruz pudiera empujarla y todo terminó con una tijera de Diego Villar que se fue desviada. En esa jugada, el ex Gimnasia se lesionó el hombro al caer y tuvo que ser reemplazado por Ariel Rojas.
El equipo conducido por Gareca no encontraba precisión y como frente a Peñarol no se mostraba confiable en defensa, un error en la salida de Fernando Ortiz casi termina en el gol de Rubén Ramírez. La etapa inicial se fue con la ocasión más clara del local para convertir, tiro libre cerrado de Emiliano Papa, la peinó en el camino Sebastián Domínguez y el balón increíblemente le cayó en las manos a Sebastián Torrico.
El Fortín comenzó con dominio de pelota y territorio en el arranque del complemento, pero fue el equipo mendocino el que tuvo dos oportunidades clarísimas para abrir el marcador. A los 9 minutos, Víctor Zapata la tocó hacia atrás, con ese pase habilitó a Ramírez y el delantero perdió el mano a mano con Marcelo Barovero y un minuto después, Ramírez le dejó el gol a Mariano Donda y otra vez fue el arquero quien se lució de forma brillante.
Al local le costaba mucho generar juego elaborado, pero una individualidad lo hizo vivir y a los 19 minutos Juan Manuel Martínez, tras una excelente maniobra individual, ejecutó un remate de derecha que se clavó en el palo más lejano.
La ventaja le dio tranquilidad al Fortín y empezó a tener espacios para la contra. Ricardo Álvarez se perdió el segundo después de una buena habilitación de Papa y Santiago Silva lo exigió al arquero del Tomba con un violento remate.
Torrico evitó el segundo de Bella, pero nada pudo hacer cuando en el primer minuto de descuento David Ramírez hizo cumplir la ley de ex con un soberbio zurdazo que pegó en el travesaño y pico adentro.
Con este resultado final Vélez volvió a sonreír y es más puntero que nunca. Le lleva tan solo una unidad de diferencia a su inmediato perseguidor Lanús y todavía quedan seis puntos por jugar.



CRISTINA LA ROSA